jueves, 19 de octubre de 2017

Podemos leer el artículo "QUEBRAR EL ALABASTRO"  de Alberto Revuelta  AQUI

domingo, 15 de octubre de 2017

Podemos leer  ¿LIBRES E IGUALES? de Luis  Suárez, en Sb62

viernes, 6 de octubre de 2017

Leer la entrada AMATORES IN SITU  de Alberto Revuelta  

en  Sb62

sábado, 30 de septiembre de 2017

Leer la entrada de Alberto Revuelta, "SEÑORA BARONESA", en 

 sb62

jueves, 28 de septiembre de 2017






                                   Para leer EL GRAN PUZZLE de Andrés Baquero
                                   pulsar, sb62

lunes, 25 de septiembre de 2017

Leer artículo de Luis Suárez, EL DESENTERRADOR,   aquí




domingo, 24 de septiembre de 2017

OTRO ESCRIBIDOR EN ESTA COMPAÑÍA


En el archivo diocesano consta que en 1821 la fábrica de la parroquia de Los Barrios no disponía de reales para comprar cera para los oficios. Lo cuenta Arturo Morgado que sabe más que el Tostado de nuestra querida diócesis, in voto vel desiderio.

En 1970 fue nombrado por el reverendísimo prelado Añoveros Ataún, cura de Los Barrios, por el tiempo de su voluntad y no más, el caballero que fue, Dámaso Piña Fernández, de feliz, y ocurrente, memoria.

En 1949 nacía en Los Barrios y era bautizado con cera encendida por sus padrinos y estipendiada por ellos,  el también caballero de esta sabia sociedad José Chamizo de La Rubia.

Los avatares del azar, la necesidad y los insondables caminos de la voluntatem Dei que , guste o no, semper impleri,  hicieron que el neófito caballero Chamizo continuara el pastoreo del ya citado Piña en la parroquia de San Bernardo, abad que fuera de Claraval,  de la Estación de San Roque, dueño de un can desrabado , en la cual también estuvo el editor de este espacio virtual Carmona Brea, aunque de breve y clericalmente malquista estadía en aquel nudo ferroviario.

Tiempo tuvo nuestro querido Chamizo para, tras estudio fehaciente, publicar en Hispania Sacra y en 1996, una monografía sobre fray Felix Maria de Arriete y Llano , que ocupó la sede de Zornoza entre 1864 y 1879.

Desde ese monográfico año de 1996 hasta el 2013 permaneció nuestro caballero en la sede del Defensor del Pueblo andaluz, sustituyendo en ella al que la ocupaba ad interim Maeztu y Gregorio de Tejada, caballero meinato, el cual sustitúyole a él cual emparedado como don Mendo en el castillo de la casquivana Magdalena.

Hace unas semanas asistimos algunos amigos en el salón de actos del Colegio de Abogados de Sevilla a la presentación del último libro de este ilustre interno del caserón de la calle Compañía y por ende dignisimo propietario de ocupar espacio aquí.

"Nerón, actor y emperador" intitulase la obra que con acierto presenta un texto dramatizado y otro narrativo, entre la historiografía, el ensayo y la disquisición psicológica del personaje. Invito a leer el texto que proporciona saberes y reflexiones originales.

Alberto Revuelta




DERECHO A DECIDIR, artículo de Luis Suárez en  aquí

martes, 19 de septiembre de 2017

Miguel Romero Rosado

.Esta mañana, a las siete, ha muerto en Algeciras este caballero y amigo. Era, creo, del curso de Andrés Baquero, Miguel Guerrero, Antonio Muñoz, etc.
Lo llevan ahora al tanatorio Los Pinos donde mañana a las doce el padre Vicente Peña le dirá la misa.
Se fue.
Luiyi.

ZANDER VENEZIA

Por Alberto Revuelta

Leer en sb62.

jueves, 14 de septiembre de 2017

LUIS (VALLECILLO) HA ESCRITO SOBRE CAÍN


Ha dicho Julian Marias que cualquiera puede escribir una novela. Luis no es un cualquiera. Por eso ha escrito una novela que he leído de una sentada. Aviso a susceptibles: relata, inteligentemente, la guerra civil de 1936 vivida por Fernando Luque Navarro, alias Caín.

El narrador es el propio Caín que va escribiendo sus recuerdos de los escenarios de guerra vividos por él desde Campamento a Teruel, pasando por Carcagente y Pozoblanco con un senequismo del "to pa qué?" que resulta a veces estremecedor en su simplicidad.

La refinadora de La Línea ocupa espacio por una acacia que Caín recuerda, y la calle Gibraltar, por cierto que no se si Maruja que regenta una casa de citas en Jimena es aquella Maruja "la morena" que era madama en una por el estilo en la mismísima calle Gibraltar linense. Siempre el novelista mezcla los tiempos y las realidades con las ficciones.

Hasta los carabineros del cuartel de La Atunara se aprestan a disparar contra el caballo del "Largo", contrabandista de pro. Y un llanito dice que tiene prepada la bedroom. Como el que pidió un crucifijo de la maraca ínri en la papelería de la calle Real.

He disfrutado con la lectura y los recuerdos superpuestos a ella, no se si en el inconsciente colectivo o en el mío propio. La congelatio rapida post mortem que explica a Caín el cura de Teruel no me ha afectado mientras escuchaba a un sargento de Facinas, Juan Benítez, dela quinta, supongo, del padre Brotons.

Le dice Caín a un camarada "bueno te perdono, pero ya sabes que en una guerra no se puede tirar a matar, que pareces tonto".

 A Caín le ha pasado  lo que intuyen los versos de Auden en su Nana "El tiempo y las fiebres destruyen/la belleza individual de los niños pensativos/y la tumba demostrará/lo efímero de la infancia". Leed "La guerra de Caín". Es Luis abierto en canal.

Alberto Revuelta 


jueves, 7 de septiembre de 2017


DEBÍ PONER ESTA NOTA AYER para que Luis el Ingenuo y todos tuviéramos noticia de ello y así hubiera evitado esos comentarios tan hartibles.

Desde ayer mañana, DÍA 6,  está publicado el artículo de Luis Suárez en sanbartolome62 - Opinión  "GUARDADOR Y GUARDADORA".